El Bast贸n Blanco: Un poco de historia

El Bast贸n Blanco: Un poco de historia

Durante los primeros seis a帽os de la d茅cada de los treintas, fueron promulgadas diversas disposiciones legales en EEUU, primero en Illinois, y m谩s adelante en Detroit, encaminadas a garantizar el tr谩nsito libre y seguro de los peatones ciegos. por iniciativa del Club de Leones de la Uni贸n Americana, durante la celebraci贸n de su Convenci贸n Internacional, realizada en 1931 en Toronto, Canad谩, el abogado Donald Schuur promovi贸 el uso del Bast贸n Blanco entre los faltos de vista, concebido un a帽o atr谩s por George A. Bonham, Presidente de dicha agrupaci贸n filantr贸pica, llev谩ndose a cabo una intensa campa帽a de informaci贸n entre la ciudadan铆a sobre apoyo vial a los ciegos, a la par de un programa de recaudaci贸n de fondos para la adquisici贸n de bastones que ser铆an donados a quienes as铆 lo requirieran; y tiempo despu茅s, en 1964, se instituy贸 el 15 de octubre como El D铆a Mundial del Bast贸n Blanco.

Una vez concluida la Segunda Guerra Mundial, se desarrollaron las t茅cnicas de movilidad y orientaci贸n con el Bast贸n Blanco. Fue en el hospital de Valley Forge Veterans en Pennsylvania, Estados Unidos, durante la realizaci贸n de un programa de rehabilitaci贸n para militares ciegos, donde el sargento Richard Hoover, Director de Rehabilitaci贸n F铆sica, Orientaci贸n y Recreaci贸n advirti贸 que los carentes de vista se desplazaban con ayuda de bastones que les serv铆an como apoyo pero que no les permit铆an anticipar los obst谩culos que encontraban a su paso. De este modo, cre贸 un bast贸n liviano, con un tama帽o sim茅tricamente proporcional a la estatura media de la persona. Determin贸 que fuera blanco con la parte inferior de color rojo, convirti茅ndose desde entonces en s铆mbolo universal de la independencia y libertad para el desplazamiento de las personas con discapacidad visual.

Tiempo atr谩s, los carentes del sentido de la vista caminaban guiados por perros previamente entrenados para conducirlos sin tropiezos, y en otros casos, lo hac铆an mediante rudimentarios bastones de madera, apoy谩ndose en el brazo o el hombro generoso de una persona con vista.

Se dice鈥︹︹..:

驴Sab铆as que fue un argentino el que invent贸 el bast贸n blanco?

鈥淓n el a帽o 1921,el 22 de junio, mi t铆o abuelo iba caminando por Buenos Aires, cuando en la esquina de Medrano y Lezica, observ贸 que iba a cruzar un hombre que, despu茅s entendi贸, era un ciego. La persona amagaba, intentaba cruzar y no pod铆a; y los coches pasaban por adelante de 茅l. A partir de all铆 se le ocurri贸 algo: fue hasta su casa, busc贸 un bast贸n y lo pint贸 de blanco con la idea de que eso identifique a los ciegos鈥, relata la sobrina nieta de Jos茅 Fall贸tico, Isabel, a los 75 a帽os de su invenci贸n.

Jos茅 Fall贸tico ayud贸 a la persona ciega, pero qued贸 obsesionado con una pregunta: 驴C贸mo hacer para distinguir a un ciego y poder ayudarlo?

La idea sigui贸 a este santafesino, que por aquel entonces viv铆a en el barrio de Flores en la Ciudad de Buenos Aires, hasta que dio con la soluci贸n que consult贸 en la Biblioteca Argentina para Ciegos: un bast贸n blanco servir铆a para distinguirlo. Convers贸 con quien en ese entonces era el presidente, Agust铆n Ferregufo, quien dio la aprobaci贸n institucional para que el dispositivo se convirtiera en un instrumento de uso distintivo para las personas que no pueden ver.

Jos茅 Fall贸tico nunca patent贸 su invento, fueron los estadounidenses quienes se adue帽aron de la novedad, cuando George Benham, presidente del Club de Leones de Illinois, propuso para uso de las personas con discapacidad visual un bast贸n blanco con extremo inferior rojo, a fin de que se les otorgue prioridad de paso.

La propuesta fue aceptada y en poco tiempo el uso de dicho elemento se hizo universal. Curiosamente los estadounidenses celebran el 芦D铆a Internacional del Bast贸n Blanco禄, pero desconociendo qui茅n es el inventor.

Desde su invenci贸n, el Bast贸n Blanco se implement贸 con mucha dificultad por parte de las personas con discapacidad visual o, como se los llamaba antiguamente, 鈥渄eficientes visuales鈥. Sin embargo, reci茅n en forma posterior a la segunda guerra mundial el uso de esta herramienta se complement贸 con el aprendizaje de t茅cnicas de orientaci贸n y movilidad, que brindaron a las personas ciegas una herramienta integral que favoreciera su autonom铆a.